Andahuaylas está de luto por muerte de niñas de 10 y 11 años

Michael Oscco Quispe de 23 años, fue capturado y confesó el crimen de ambas niñas.

FUENTE: Roger García | FOTO: Cortesía

El 3 de mayo desapareció Jhenifer de 10 años en Andahuaylas. Los familiares pidieron ayuda a la comisaría del sector para iniciar la búsqueda. Según cuentan los pobladores, los policías manifestaron que no podían iniciar la búsqueda porque no tenía combustible.

La familia se sentía en el abandono, así que decidieron hacer la búsqueda por su cuenta. La pequeña vendía Gelatinas. Poco a poco encontraron ciertos objetos que le pertenecían. Hallaron unos zapatos que sus familiares reconocieron.

Pasaron los días, hasta que el 11 de mayo al promediar las 5:00 pm, LA PROPIA FAMILIA LOGRÓ ENCONTRAR A Jhenifer. Estaba en el cerro Huayhuaca de dicha localidad. Encontraron su cuerpo. A Jhenifer la violaron, la golpearon y degollaron. Solo tenía 10 años.

Continuamente había desaparecido otra niña. Milian de 11 años. Aparentemente fue raptada desde su casa. A Milian la encontraron en el cerro Huayrapata en Yunca Alta. Golpeada, violada y degollada.

MÁS NOTICIAS:  Matan a golpes a minero en Pataz y tiran su cuerpo a la calle

Andahuaylas no soportó más y se levantó. El asesino, Michael Oscco Quispe de 23 años, había sido capturado y confesó el crimen de ambas niñas. Él mismo dio indicaciones para hallar a Milian.

Los pobladores se enteraron y MÁS DE MIL PERSONAS fueron a lincharlo. La policía que, en un principio, según pobladores, no tenía combustible para una búsqueda, estaba resguardando al asesino de las dos pequeñas. Esto indignó más a la gente que lograron lincharlo, no como ellos hubiesen querido, pero algo hicieron.

La policía logró llegar a la comisaria de dicho lugar. Las mil personas no estaban satisfechas y querían sacar como a dé lugar al asesino. Atacaron la comisaría. Hay 14 policías heridos. Mininter ya dispuso el traslado de más agentes policiales al lugar.

La gente no está contenta, Andahuaylas está de luto. Solo tenían 10 y 11 añitos. No es justo. Por: Roger García

¿Qué Opinas?

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *